Get Adobe Flash player

INOLVIDABLE DIA DE CAMPO VIVIDO EN LA GANADERÍA "SAYALERO Y BANDRÉS"

  alt

La visita realizada a la ganadería de “Sayalero y Bandrés” el pasado 9 de marzo quedará en el recuerdo de los miembros del Foro Taurino de Zamora fruto de la emoción vivida, manteniendo vigente que “nunca hay que perderle la cara al toro”…

Pero, además de la anécdota del “toro colorao”, el día tuvo mucho más: un recibimiento y acogida muy especiales durante la mañana por quien es uno de los grandes profesionales del campo bravo; el mayoral Ángel Luís Sánchez, quien de manera cercana y trasmitiendo entusiasmo por su profesión, ofrecía todo tipo de explicaciones acerca de su labor diaria en el manejo y  la cuidada cria del toro.

Tras ello, disfrutamos del acercamiento al cercado de los machos, erales, utreros y toros de saca, bellos animales con las hechuras que están tratando de definir en la fórmula conjunta con el ganadero: un toro para el toreo, bajo de agujas, estrechito de sienes y con la seriedad del toro, labor en la que participa Bernardo Soto, hijo del Maestro Rafael de Paula, encargado éste, de las tareas administrativas.

Tras repasar todos los cercados, llegó el momento especial y “emocionante” de la mañana: “el corredero” con el que disfrutamos viendo como se preparan físicamente a los toros que entregarán en la plaza su vida para la grandeza de este arte que es la Tauromaquia.

Uno de los toros “coloraos” ya en la primera pasada iba haciéndose “el lila” y mostrando por aquello de ser domingo, sus pocas ganas de trabajar. Poco a poco aminorando su ritmo, no quería correr, quedando desafiante frente a los dos remolques en los que nos hallábamos. Ángel Luís Sánchez en labor arriesgada  intentó que el toro se alejara de esa zona caliente mientras los presentes pudieron sentir la sensación de miedo que sin duda embarga a los toreros, solo con la mirada de tan bello animal.

Todo quedó en una anécdota gracias a la experiencia y sabia labor de un hombre que vive por y para el toro. Un brindis durante la posterior comida puso en pie a “los tendidos” en honor y agradecimiento a la labor del mayoral”

Así, una gran mañana en la que pudimos conocer una ganadería importante, en proceso de volver a los grandes carteles, en la que aprendimos de las explicaciones de Ángel Luís Sánchez, preocupado de forma especial por dignificar la figura del mayoral, pieza imprescindible en el campo bravo.

Nuestro sincero agradecimiento para David Sánchez, su hermano, también presente y pendiente de que en todo momento nos pudiéramos sentir cómodos, como a los alumnos en periodo de formación que también estuvieron, el pacense Pepe García y el sevillano Sergio Maldonado, los que han tenido la gran suerte de contar con un Maestro, en esta ocasión del toro en el campo, como es Ángel Luis Sánchez, persona que como pocas, respeta y considera la figura del aficionado.

 

IMÁGENES DE MARTÍN GUTIERREZ HACIENDO CLIC AQUÍ

 

 

 alt alt
 alt  alt
 alt  alt
 alt  alt
 alt  alt
 alt  alt
 alt  alt
 alt  alt
 alt  alt alt 


 

El momento de "el corredero" y un Mayoral con "eme" mayúscula

 

alt alt
alt alt
alt alt
alt alt
 alt  alt
   
 alt  alt
 alt  alt
 alt  alt
alt alt
alt alt